Originario de León, Guanajuato, Salvador Oñate Ascencio es un hombre emprendedor que fundó Grupo Soni, un conglomerado constituido de diferentes firmas comerciales como la institución financiera, Banco del Bajío, la cadena hotelera Hotsson, la gasera SoniGas y la agencia de autos, Autos Soni.

Salvador Oñate Ascencio incursionó en el mundo de los negocios en los años 80. Sin embargo, fue hasta 1994 que gestó una de las instituciones financieras de banca múltiple más grandes de México. A 20 años de su nacimiento, Banco del Bajío hoy es considerado el 7.º banco del país en colocación empresarial y el 3.er banco con capital mayoritariamente mexicano.

Banco del Bajío apoya a pequeñas y medianas empresas

Gracias a la participación que ha tenido en el mercado con Banco del Bajío, Salvador Oñate Ascencio ha impulsado a la economía de cientos de pequeñas y medianas empresas en el sector agropecuario con financiamientos que van desde 500 mil pesos hasta los 15 millones.

En 2015, Banco del Bajío, que preside Salvador Oñate Ascencio, recibió el Premio Nacional Agroalimentario, máximo reconocimiento del sector agropecuario en nuestro país, en el marco de premiación organizado por el Consejo Nacional Agropecuario, gracias a su servicio especializado integrado con programas de apoyo y entidades del gobierno.

Salvador Oñate Ascencio, entre los 100 empresarios más importantes en México

Su profesionalismo y entrega han llevado a Salvador Oñate Ascencio a gestar no sólo al Banco del Bajío, también nuevos proyectos como  SoniGas, como una de las más grandes distribuidoras de Gas Licuado de Petróleo (LP) en México y en el turístico, con una de las cadenas hoteleras más importantes de nuestro país: Hotsson. 

En la actualidad, Salvador Oñate Ascencio figura como uno de los hombres más influyentes e importantes de México, de acuerdo con la edición 2018 de la revista Expansión.